viernes, 9 de septiembre de 2016

LIENZO CON LAUBURU

¡Hola una día más! Por aquí me paso hoy para, además de saludaros a todos, para enseñaros otro de mis trabajillos. Casi siempre traigo por aquí cosas que he hecho hace tiempo y esta vez, mirando las fechas de las fotos... esto lo hice en febrero!!! ¡Madre mía, cómo pasa el tiempo!

Pues esto es: un pequeño lienzo decorado con nuestro lauburu. Para las personas que me seguís ya os resultará conocida esta figura. Para quien no la conozca, os diré que es una figura típica por aquí, el País Vasco y que su nombre indica que tiene cuatro (lau-) cabezas (-buru). Símbolo de vida, sol, aquí puedes saber algo más sobre él.


Te voy a ir contando cómo lo hice, por si te ayuda y te sirve para algún detalle que quieras hacer, aunque sea con otro motivo.

Lo primero es dar un par de manos de Gesso, la segunda algo gruesa. Así, sobre esta última se puede pasar un peine, o unos palillos, algo con lo que dar cierta textura al gesso. Yo utilicé un peine con las púas muy finas y juntas y fui haciendo ondas.


Una vez seco, pasamos a la pintura. En mi caso pintura a la tiza. Las pinceladas las di perpendiculares a las ondas, de manera que la pintura queda algo almacenada en algunas zonas, en los surcos.


Una vez seca esta mano de pintura, se coloca la plantilla con el motivo del lauburu. Ah! En este caso esta plantilla se la encargué a Lucía (Momentos Vintage). Aparte de todas las que tiene ya hechas, te puede personalizar las plantillas a tu gusto.
Mi intención era darle algo de relieve, así que para eso se puede utilizar masilla, como Aguaplast. Su color original es blanco, pero la mezclé con pintura marrón para probar el efecto. Se puede dar la pasta original y pintarla después, pero yo quise probar esta forma...


Dependiendo del motivo y del resultado, podríamos dar por terminado casi el trabajo. Pero a mi me pedía algo más. Así que con el pincel de estarcir (redondo, con cerdas algo duras), le di unos toque alrededor. Para que no quede demasiada pintura, antes se puede descargar de pintura el pincel sobre un papel (se ve en la imagen)


Para proteger se le puede dar barniz, en este caso, en spray y mate. ¡Listo! Colocado en la entrada ya tenemos nuestro lienzo con el lauburu "protector"

Bueno, y no es que sean dos, es que está junto a un espejo... ;) y junto a otros detalles de tamaño parecido, completando esa columna de adornos en la entrada.


Espero que os haya gustado este pequeño trabajo y que os ayude también a la hora de hacer adornos para vuestra decoración. Y, ¡cómo no!, me llevo esta figurilla que se remonta a los celtas hasta el otro lado del charco, a compartirlo con Marcela y todas las participantes de su Finde frugal. ¡Vamos allá!
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...